Comparative typology of English and Spanish. Levels B2—C2. Book 1
Tatiana Oliva Morales

<< 1 2

Tu día está bien claro. Por la mañana, hay una invariable taza de café, la computadora portátil siempre abierta sobre la mesa, una hoja blanca y vacia de formato Word, un cambio interminable de las estaciones fuera de la ventana y el Ministerio de Defensa con la bandera rusa ondeanda en el viento.

A veces los poemas irrumpen en el proceso de escribir prosa o libros de texto, no hay otra manera de decirlo. Llegan, sin invitación e inesperados, exigiendo ser apuntados de inmediato en una hoja blanca de formato Word.

A veces vuelan en uno a la vez, y a veces en manadas, acompañados por música, te impiden dormir por la noche, solo porque han decidido hacerlo. No puedes rechazarles; Va más allá de tu control. Dejas de lado todos los asuntos actuales y empiezas a complacerles.

El poeta es un hombre mundano ordinario, y ellos descienden del cielo, como bandadas de pájaros. Los poemas se convierten poco a poco en libros, obtienen sus propios nombres y lugares en los estantes virtuales de cientos de tiendas en línea, a veces se convierten en medios impresos en los estantes de lectores familiares y desconocidos.

Key to exercise 3

The key to this exercise is exercise 1.

Key to exercise 4

The key to this exercise is exercise 1.

Exercise 5

Consistently (first English, then Spanish text) read and translate these stories. Write out and learn new words and idioms. Consecutively retell the content close to the text.

Poems and © Linguistic Reanimator textbooks / Poemas y libros de texto © Reanimador Lingüístico

Exercise 6

Read the stories from Exercise 1 in the following order, first the sentence on the left, then its equivalent on the right. Get the correct English and Spanish pronunciation, as well as ease of transition from language to language.

Example

Exercise 7

Translate the story into English.

Poemas y libros de texto © Reanimador Lingüístico

Si hace 10 años me hubieran dicho que algún día me convertirí en escritor, no habría podido dejar de reírme por mucho tiempo y nunca lo habría creído. Pero me sucedió, por extraño que parezca. Como se dice: no se puede escapar del destino, huir o esconderte. Te rastreará de todos modos, controlará, mostrando su cola astuta, sonriendo sarcásticamente y te pondrá en tu sitio.

La primera vez que escribí algo tenía unos cinco años y comencé a componer poesía el momento que comencé a hablar. Estos son los recuerdos de mi madre, pero personalmente yo recuerdo muy poco sobre esa época de mi vida.


Вы ознакомились с фрагментом книги.
Приобретайте полный текст книги у нашего партнера:
<< 1 2